Reflexión

INDISPENSABLE REFLEXIÓN

Sobre el Sedevacantismo se ha dicho lo que se ha querido, muchos han opinado sobre esta posición teológica y canónica católica sin conocer en profundidad sus verdaderos orígenes y desarrollo, sus verdaderos protagonistas --eclesiásticos de la mayor relevancia jerárquica como intelectual--, sus verdaderos y graves fundamentos dogmáticos, su imperiosa razón de defender a los católicos de la grave apostasía y cisma en el que ahora viven y malviven. Paradójica y curiosamente sus máximos enemigos y detractores han sido aquellos que se dicen "defensores de la tradición católica", estos son los falsos tradicionalistas, todos ellos ex miembros de la FSSPX a la cual hoy día calumnian y difaman con un diabólico resentimiento; dirigidos por una élite infiltrada con psudosteólogos que inventaron laberínticas "tesis" rabínicas-dominicas-jesuíticas, y de una gran malicia al servicio del complot judeo-masónico, y secundados por la complicidad y servilismo de una mayoría de incautos que movidos siempre por la ingenuidad de una cómoda negligencia se alimentan de las "teologías" y de los "teólogos" del facebook o de los blog de la internet. Frente a todos estos paracaidístas devenidos en estos últimos meses al "sedevacantismo" los hay de muchos colores, entre ellos contamos a los desilucionados por el coqueteo de Jorge Bergoglio con los Protestantes, Judíos y Musulmanes, como si Ratzinger, Wojtila y Montini no lo hubiesen hecho antes, estos nuevos "sedevacantistas" creen que solo Bergoglio es hereje formal y material y por lo tanto no es papa, pero los muy incautos "ignorantes en la cuestión" aceptan la misa nueva y los sacramentos dados con el nuevo ritual inválido e ilegítimo de Paulo VI. Los Católicos fieles creemos firmemente que el último Papa de la Iglesia Católica Apostólica Romana fue S.S Pío XII y que de allí por defecto y consecuencia de la Grana Apostasía ha cesado la institución del cónclave y cualquier iniciativa al respecto, solo será una delirante intentona.

lunes, 15 de noviembre de 2021

CUANDO LA MUERTE PISE TU HUERTO (Edificante y realista Reflexión)



Cuando mueras, no te preocupes por tu cuerpo… Tus parientes, harán lo que sea necesario de acuerdo a sus posibilidades. Ellos te quitarán la ropa, te van a lavar, te van a vestir, te van a sacar de tu casa y te llevarán a tu nueva dirección.
Muchos vendrán a tu funeral a «despedirse». Algunos cancelarán compromisos y hasta faltarán al trabajo para ir a tu entierro.
Tus pertenencias, hasta lo que no te gustaba prestar, serán vendidas, regaladas o quemadas. Tus llaves, tus herramientas, tus libros,tus cds,
tus zapatos, tu ropa…
Y ten por seguro que el mundo no se detendrá a llorar por ti. La economía continuará. En tu trabajo, serás reemplazado. Alguien con las mismas o mejores capacidades, asumirá tu lugar. Tus bienes irán a tus herederos…
Y no dudes que seguirás siendo citado, juzgado, cuestionado y criticado por las pequeñas y grandes cosas que en vida hiciste.
Las personas que te conocían solo por tu semblante dirán: «¡Pobre hombre!», o «¡él se la pasaba muy bien!».
Tus amigos sinceros van a llorar algunas horas o algunos días, pero luego regresarán a la risa.
Los «amigos» que te jalaban a las pachangas, se olvidarán de ti más rápido. Tus animales se acostumbrarán al nuevo dueño. Tus fotos, por algún tiempo, quedarán colgadas en la pared o seguirán sobre algún mueble, pero luego serán guardadas en el fondo de un cajón.
Alguien más se sentará en tú sofá y comerá en tu mesa.
El dolor profundo en tu casa durará una semana, dos, un mes, dos, un año, dos… Después quedarás añadido a los recuerdos y entonces, tu historia terminó. Terminó entre la gente, terminó aquí, terminó en este mundo.
Pero comienza tu historia en tu nueva realidad… en tu vida después de la muerte.
Tu vida a donde no te pudiste mudar con las cosas de aquí porque además, al irte, perdieron el valor que tenían.
Cuerpo, belleza, apariencia, apellido, comodidad, crédito, estado, posición, cuenta bancaria, casa, coche, profesión, títulos, diplomas, medallas, trofeos, amigos, lugares, cónyuge, familia…
En tu nueva vida solo necesitarás a Dios y solo tendrás tu alma. Y el valor que le hayas acumulado aquí sumando tu voluntad a la divina, será la única fortuna con la que contarás allá.
Esa fortuna es la única que te llevarás y se amasa durante el tiempo que estás aquí. Cuando vives una vida de amor a Dios y hacia los demás y en paz con el prójimo, estás amasando tu fortuna espiritual.
Por eso intenta vivir en Santidad plenamente y sé feliz mientras estás aquí porque, como dijo Francisco de Asís: «De aquí no te llevarás lo que tienes… Solo te llevarás lo que diste».
Tomado de: https://wwwmileschristi.blogspot.com/

4 comentarios:

  1. Muchas gracias por compartirlo Padre. El mundo, con su dinámica perversa, hace que perdamos de vista lo verdaderamente importante, entregando nuestro corazón a lo pasajero y sin valor, perdiendo de vista aquello para lo que estamos creados. Y esa pérdida de foco nos hace creer que "Cuerpo, belleza, apariencia, apellido, comodidad, crédito..." tienen alguna importancia. Dios se apiade de los que le damos la espalda.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es mi estimado amigo, y quiera el Buen Dios apiadarse de nuestra alma y darnos la gracia de la perseverancia final.

      Eliminar
  2. La situación, como ya sabemos, está bien descripta en este blog católico. Yo agregaría, porque si tenemos que combatir debemos saber donde está y quién es el enemigo, que la traición y el decaimiento teologal y moral provino desde el interior de los muros católicos, o tenidos como tales, y si los católicos bien pensantes no entienden y no aceptan esto, la batalla (no la guerra) está perdida de antemano porque la cabeza responde a otras direcciones (por decirlo de alguna manera). Lamentablemente el católico confunde obediencia, aunque nos tire al abismo, con ceguera. No existe ningún capítulo en el NT k en las enseñanzas de la patrística que diga que la Fe es ciega, y que debemos seguir a los pastores aunque caminen sendas erradas y perjudiciales (satánicas en el orden del día). El trabajo de los hermanos en la Fe de Vedia, es encomiable y verdadero. Yo ya tuve una conexión que me permite decirlo. Tenemos que trabajar para lograr más soporte financiero para ese grupo de sacerdotes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Juan Pablo y quiera Dios bendecirte siempre

      Eliminar